Ir al contenido principal

Magnum: Hojas de contacto – Fundación Canal

Desde hoy, cinco de octubre, al cinco de enero de 2018, estará abierta al público la exposición "Magnum: Hojas de contacto", en la Fundación Canal.

© Valentín Sama
Entre los autores representados en la muestra, se encuentran nombres tan importantes en la historia del fotoperiodismo tales como Robert Capa, Henri Cartier-Bresson, David ‘Chim’ Seymour, Werner Bischof, Marc Riboud, Eve Arnold, René Burri, Jim Goldberg, Susan Meiselas, Hiroji Kubota, Steve McCurry, Jean Gaumy, Paolo Pellegrin o Cristina García.

Valentín Sama

La exposición se compone de 94 fotografías de 65 fotoperiodistas de Magnum, acompañadas de sus correspondientes hojas de contacto asociadas y una treintena de libros y revistas que ayudan a ubicar cada imagen en su contexto. De este modo, el visitante puede explorar el proceso de creación de estas fotografías icónicas, además de ser testigo de momentos históricos clave del periodo que va de 1930 a 2010, tales como la II Guerra Mundial, el conflicto de Oriente Medio, las revueltas de mayo del 68, la guerra de Vietnam, o –más recientemente– los atentados del 11-S.

Las hojas de contactos son documentos de trabajo que –en teoría– deben permitir a los fotógrafos observar los negativos de una sesión y trabajar en los encuadres, condiciones y ángulos más adecuados hasta dar con la selección óptima a su juicio.

Protestas en París. 1968. HC ©Bruno Barbey Magnum Photos

Por eso mismo, las hojas se consideran instrumentos de trabajo, y no están concebidas para ser mostradas al público. Así, muchos fotógrafos son reacios a exhibirlas pues, en cierta manera, dejan al descubierto una parte importante de su proceso creativo, incluyendo la parte más débil de su capacidad de toma de decisiones durante...la toma.

Por ello el material de esta exposición puede resultar especialmente interesante y extraordinario, ya que permite contemplar este proceso asociado a algunas de las –si no mejores fotografías del último siglo– sí las más conocidas, obra de los integrantes más destacados de la mítica agencia Magnum Photos; agencia que recientemente ha sufrido un cierto desprestigio por las "travesuras" digitales de Steve McCurry, bastante reñidas con los planteamientos del fotoperiodismo tradicional.

En cuanto a los textos, lo mejor será probablemente leerlos con detenimiento a través del catálogo, pero ya puedo avanzar que es una lástima que perviva "la historieta" de los negativos de Robert Capa correspondientes al "Día D", supuestamente deteriorados en un "accidente de laboratorio", cuando ya es sabido que Capa solo realizó las pocas tomas conocidas y no más... Hasta su editor Morris, recientemente fallecido lo certificó hace no tanto tiempo.

La exposición

© Valentín Sama


 En esta vista de una de las salas que alberga la exposición, puede apreciarse el interesante montaje de la misma.


© Valentín Sama




 
© Valentín Sama

La lupa disponible junto a cada hoja de contacto nos permite explorar con cierta facilidad –falta un poco de aumento a mi juicio– el contenido de las hojas de contacto, y llegado el caso... el texto de las notas explicativas. Un gran acierto: el orden cronológico de la muestra.


© Valentín Sama
© Valentín Sama
En determinadas piezas, un ingenioso sistema abisagrado, invita al visitante a examinar anverso y reverso de la obra.


© Valentín Sama
De forma no excesivamente invasiva, el montaje sugiere que el observador pudiera encontrarse en una mesa de trabajo de laboratorio...¡lado seco, se entiende!


© Valentín Sama
La elección del único "mejor fotograma" no debió resultar muy difícil en este caso al fotógrafo (Peter Marlow) o editor: es el que mejor refleja la arrogancia de la amiga del genocida Pinochet.
Original: Peter Marlow. Británico. N. 19/01/1952, Kenilworth, Reino Unido. M. 21/02/2016, Londres, Reino Unido. Obra: Margaret Thatcher, Blackpool, Inglaterra, octubre de 1981. © Peter Marlow / Magnum



© Valentín Sama
Más que una hoja de contactos una "plancha de diapositivas" del inefable Steve McCurry. Supongo que en esta fase pre-digital el ahora controvertido autor haría menos tropelías de retroques de dudosa ética periodística. Se quiera ver o no, el más reciente comportamiento de este personaje ha hecho un cierto daño a la agencia Magnum.


© Valentín Sama
Como asiduo visitante –tanto a nivel profesional como personal– de esta sala de Fundación Canal, soy de la opinión de que "la prueba de fuego" para la persona que maqueta la exposición radica en la resolución del espacio que personalmente llamo "la cripta", probablemente alguna antigua galería de agua. Se trata de un espacio que entiendo como muy difícil, y en el que unas veces se acierta y en otras se falla. En este caso –siempre según mi opinión el acierto ha sido completo. Tanto formatos, como maquetación e iluminación me parecen muy logrados y hasta me atrevería a decir que es la primera vez que se acierta al 100%.

Conclusión

Otra gran exposición de Fundación Canal, que merece la pena visitar. Desde mi punto de vista opino que por las características de la misma se puede crear –en determinados días y horas– un cierto problema de aforo y de circulación dentro de los espacios. Ello debido en gran parte a que es de entender que los visitantes deseen examinar con detalle las hojas de contacto, con o sin lupa. Si no lo pueden hacer así, por exceso de personas en la sala, se habrá perdido el espíritu de la muestra. Establecer un aforo máximo podría ser una buena idea...

Ficha:
Fechas: Del 5 de octubre de 2017 al 5 de enero de 2018
Horarios: laborables y festivos de 11h a 20h / miércoles hasta las 15h. Entrada libre.
Lugar: Canal de Isabel II, calle Mateo Inurria, 2 / 28036 Madrid
Más información:

 







Comentarios

Entradas populares de este blog

Magnum: Hojas de contacto. ¿Cuáles fueron las películas empleadas por los fotógrafos?

Tal como os avanzaba en uno de mis posts anteriores referentes a esta exposición de Fundación Canal, personalmente me resultan de utilidad casi nula las hojas de contacto. Me refiero, claro está a las correspondientes a mis propios negativos de los cuales en muy raras ocasiones hice y ello tan solo en una primera fase de mi actividad fotográfica.

Pero de la misma forma, considero que resulta interesante examinar las hojas de contacto de algunos autores –no de todos– por lo que allí podemos ver de secuencia de toma, tipo y estado de la cámara utilizada y también...¡de la película utilizada!


Por eso, durante mi primera visita a la exposición dediqué un buen rato a tratar de leer –lupa en mano– las inscripciones en los bordes de la película de las tiras de fotogramas de esos 95 contactos. En algunos casos eran ilegibles, bien por superposición de elementos, exceso de exposición en el contacto (afirmativo: exceso de exposición), máscaras, ausencia del dato en la película o –finalmente– po…

Pequeñas grandes mentiras: "100 años de fotografía Leica"

El carrusel mediático de PHotoEspaña ya está en marcha –¡20 años ya!– y una de las primeras grandes exposiciones que se puede visitar ahora mismo es la que se titula "Con los ojos bien abiertos: 100 años de Fotografía Leica", traducción casi imposible lo de "con los ojos bien abiertos" a partir de la expresión germana "Augen Auf"...

 Una vista parcial de la magna exposición © Valentín Sama
La exposición, mostrada ya en Berlín hace dos años, y ahora en el Espacio Fundación Telefónica, es total y absolutamente recomendable de visitar, por no usar el ya un tanto desgastado término de "imprescindible". Vaya eso por delante.

Ahora bien, ya desde hace un tiempo se me plantea una cierta duda acerca de la idoneidad para la tarea de algunas de las personas que constituyen los eslabones de la cadena del sin duda prolijo armazón que hace posible que una exposición como esta –o la de Lewis Baltz de la Fundación Mapfre, de la que hablaré brevemente después– …

El World Press Photo, de nuevo

Creo recordar que –para esta edición del 2017– los organizadores de este concurso, patrocinado por Canon, hubieron de cambiar las reglas para evitar los follones típicos de quítame allá un retoque u otro.
Debo decir que se me da un ardite ya si las fotos están retocadas o no, y me aburre el cansino argumento de "Ansel Adams [y otros] ya lo hacían en el cuarto oscuro", argumento que –cusiosamenre– a veces suelen emplear los mismos que critican al ahora "infamous", Steve Mcurry.

Pero al grano: de la ciertamente impactante foto obra de Burhan Ozbilici, realizada en los instantes posteriores al asesinato del embajador ruso en Turquía, Andrei Karlov, lo que me intriga es un detalle técnico-estético.

©  Burhan Ozbilici
De lo que os hablo es del brazo, pero sobre todo el dedo índice de la mano izquierda del asesino, que se me antoja –en la imagen– anormalmente largo. Los datos oficiales de cámara, son claros: Canon EOS 5D Mark III, 1/250 s y f/ 5 a 1.600 ISO. Puesto que l…